Mad Max 2: The Road Warrior

Título Original: The Road Warrior.
Género(s): Dieselpunk, Carsploitation.
Director: George Miller.
Emisión: 1981.
Duración: 96 minutos.
Extras: Mad Max, Mad Max 3, Mad Max 4.

En la historia del cine, muchas han sido las producciones que se han convertido en obras de culto, pero sólo un puñado lo han hecho a partir de elementos innovadores que desde ese momento se convertirían en referentes obligados para todo aquel que quisiera hacer una obra del mismo género. En 1981,  Mad Max: El Guerrero de la Carretera llegó a imponer una estética visual nunca ante vista y que desde ese momento sería bautizada como estética madmaxiana.

Violentos hombres ataviados con ropa de cuero, cadenas, mohicanos y máscaras estrafalarias, montados en autos y motocicletas modificados sedientos de sangre y gasolina es al aporte que Mad Max 2 le hizo al cine. Ver a una horda de salvajes motorizados recorrer las postapocalípticas carreteras de Australia en busca de combustible es algo que no se había visto hasta ese momento en obras que abordaran un futuro desolador. El regreso al salvajismo con una estética motorizada fue puesto por primera vez en pantalla grande con este filme.

La historia es muy sencilla. Max, el antiguo patrullero que perdiera a su familia a manos de una banda de motociclistas en la primera película, han logrado sobrevivir en un mundo cada vez más salvaje. Durante su viaje se topa con un extraño sujeto que tiene un ultraligero, él le cuenta de un lugar donde todavía hay petróleo y refinan gasolina. Intrigado por las palabras de aquel hombre decide ir a investigar. Al llegar a la refinería observa como las personas que trabajan extrayendo el valioso combustible son acosadas por una banda de guerreros comandados por el imponente Humungus.

El grupo de refinadores trata de buscar una forma de escapar y llevarse su preciado combustible, pera ello hacen un trato con Max; él conseguirá un transporte adecuado si  a cambio lo abastecen con todo el combustible que pueda cargar. El grupo acepta y Max se pone manos a la obra, pero Humungus y sus hombres no permitirán que escapen con el preciado botín, por lo que da inicio una espectacular persecución llena de choques, muertes y explosiones.

El argumento es sumamente sencillo y el desarrollo de la historia lo es igualmente. De hecho la cantidad de diálogos es mínima y cuando un personaje habla se limita a hacerlo con un par de frases. El trasfondo apocalíptico tampoco es sobresaliente, se plantea la inevitable caída de la civilización cuando las fuentes de energía se terminaron y ello obligo a los sobrevivientes a vivir en el camino moviéndose constantemente en busca de más combustibles y despojos que rapiñar.

La historia conecta con la primera película ya que se trata del mismo protagonista, pero está muy alejada de lo que vimos el Mad Max. En ese primer filme la historia toma lugar antes de la debacle social, pero aquí parece que ya ha pasado mucho tiempo desde que la sociedad como la conocemos desapareció. La transición entre ambas películas luce algo forzada debido a que la diferencia entre ambas es abismal, la primera es una Road Movie violenta y la segunda prácticamente definió la estética de un género.

Lo destacable de The Road Warrior es precisamente su estética, entendida como la parafernalia (herramientas, gadgets y demás artilugios), el vestuario, los escenarios (que incluyen los medios de trasporte) y la arquitectura. Todos esos elementos los impuso está película y los convirtió en un referente obligado para todos los posteriores filmes donde se abordara un futuro postapocalíptico. Está estética punk se convirtió prácticamente en la pauta visual de las películas Dieselpunk e incluso terminó por influenciar a la estética del Cyberpunk.

Pero no sólo fue el aspecto visual el gran aporte de esta obra, también el hecho de mostrar una involución social que había retrocedido hasta la organización en hordas salvajes relacionadas con los grupos tribales. Aunque las escenas de acción son algo igualmente asombroso que competirán para siempre con cualquier CGI, porque aquí sí tenemos autor reales explotando. Esas escenas de acción dentro de los autos en movimientos acompañadas de una bien pensada banda sonora son otro de los logros que le debemos aplaudir a esta película, la cual se ha convertido en un referente obligado que nunca pasará de moda.

Anuncios

Niños del Hombre

Título Original: Children of Men.
Género(s): Ficción Especulativa.
Director: Alfonso Cuarón.
Emisión: 2006.
Duración: 104 minutos.
Extras:

Considerada por algunos como unas de las mejores películas de todos los tiempos y premiada como mejor filme de Ciencia Ficción por The Academy of Science Fiction, Fantasy & Horror Films (a pesar de que técnicamente no es Ciencia Ficción), Children of Men es sin duda una película que no deja indiferente a ningún espectador. Es cruda, profunda, emotiva y podemos hacer un sin fin de lecturas sobre ella, sin olvidar la belleza de su fotografía y calidad visual, que en conjunto con la banda sonora y la historia logran un resultado poético.

Cuando iba en preparatoria, un tipo bastante raro que quería estudiar para director de cine me recomendó esta película. Él me había preguntado cuáles eran mis películas favoritas en ese tiempo y luego de mi respuesta me recomendó esta, haciendo énfasis en que de seguro me gustaría mucho. Pasaron muchos años antes de que decidiera comprarla y verla, y a pesar de haber pasado tanto tiempo aquel sujeto tenía razón. La película es sin duda una de las mejores obras de temática postapocalíptica que he visto, ya que tiene todo lo que me gusta, escenarios hacinados llenos de pobreza y marginación, una historia profunda y compleja, actuaciones maravillosas y escenas largas que nunca aburren.

La historia toma lugar en Londres de 2027, luego de 18 años de completa infertilidad. El humano más joven ha sido asesinado y el caos reina en el mundo, mientras Londres trata de mantener el control ante la desbordante oleada de inmigrantes que diariamente llega a su territorio. Theo Faron, un hombre común y ex activista se ve involucrado con los Peces, un grupo armado pro derechos de los migrantes, allí se reencuentra con su ex esposa Julian, quien le pide ayuda para conseguir papeles de tránsito para una jovencita llamada Kee.

Theo consigue los papeles pero están a su nombre, por lo que se ve obligado a escoltar a la chica. Mientras los Peces los llevan al punto de encuentro, un grupo de pandilleros los atacan y Julian resulta herida muriendo casi en el acto. Theo y Kee son ocultados en una granja de seguridad de los Peces, allí Theo descubre que la chica está embarazada y que los Peces planean usarla como arma política contra el gobierno británico. Theo, Kee y Miriam, una partera que cuida de la chica, escapan de la granja y buscan llegar a la costa para aborda un barco hospital propiedad del “Proyecto Humano”, un grupo de científicos que buscan curar la infertilidad.

La historia tiene dos lecturas principales. La primera de ellas es obviamente el escenario postapocalíptico en que se desarrolla la historia. Es interesante e irónico observar cómo algo tan sencillo como la infertilidad humana lleva a nuestra sociedad al borde de la extinción. En un mundo donde la sobrepoblación es un problema brutal, la ausencia de nacimientos no parece ser una solución, por el contrario, el filme nos permite reflexionar sobre lo mucho que la estabilidad de nuestra sociedad depende de que siga naciendo gente. Tan sólo con enumerar la cantidad de trabajos y productos que dependen de la existencia de niños es suficiente para darse cuenta de que si nadie nace la sociedad se desmoronaría. Con ese hecho ya ni siquiera haría falta mencionar la inminente extinción por falta de población, la sociedad perecería antes de que el último humano muriera.

La segunda lectura es obviamente el facto político y la crisis humanitaria que viven los migrantes. Inglaterra se volvió un estado militar que trata a los refugiados peor que escoria, los golpea, los pone en jaulas y coarta sus derechos de manera reprobable. Aunque por otro lado, ante una crisis mundial tu única alternativa es garantizar la seguridad y el bienestar de los tuyos antes que el resto. El fenómeno de la migración es obviamente algo muy familiar para un mexicano como Alfonso Cuarón, pero aquí se retrata más la problemática entre África y Europa.

La chica embarazada es un obvio símbolo del origen humano y de la diferencia social, pues es negra, refugiada y posiblemente menor de edad. Tres problemas cotidianos producto de la marginación, pero también el hecho de que la humanidad renazca en una mujer negra es sumamente significativo. La cuna de nuestra especia es África, la madre de la humanidad es una Eva negra y esta película lo retrata de forma magistral, pues si bien hay un leve trasfondo religioso, la religión en muchas ocasiones no deja de ser una forma de política. La lucha de los Peces por recuperar a la chica es porque el gobierno nunca aceptaría que la esperanza viniera de un inmigrante.

La película es simplemente grandiosa. Los temas que pueden desglosarse más allá del apocalíptico y el político son numerosos. La calidad visual y el manejo de cámaras son asombrosos, y aunque no ganó el Oscar a mejor fotografía, creo que este es uno de los mejores trabajos de Lubezki. La marginación de los migrantes y el freno tecnológico se unen para generar escenarios exquisitos, de esos que reflejan problemáticas sociales que me encanta ver en pantalla y que no están lejos de la realidad que enfrentan muchas personas incluso en sus propios países.

Décimo Aniversario de Café Anime Lair

Hace diez años publiqué mi primera entrada en un blog. Bueno, a decir verdad fue mi primera entrada en un blog llamado “Piedra, Papel o Tijeras” y que tenía la intención de convertir en un blog de anime; antes ya había escrito algunas tonterías sobre cosas de la preparatoria que nada tenían que ver con la animación oriental. Esas entradas fueron borradas y sustituidas por la reseña de dos párrafos de la serie AIR, la serie de animación japonesa que había visto más recientemente.

El nombre de “Piedra, Papel o Tijeras” los copié de un blog español con el mismo nombre (sin la o) que actualmente ya no existe. Ese blog reseñaba de todo, anime, series, películas y lo hacía con un lenguaje simple y muy breve, a los más tres párrafos. Allí me enteré de OVAs que en su tiempo eran un tanto de culto, como Hoshizora Kiseki, Hoshi no Koe y Pale Cocoon. Chuz, autor del blog, fue quien me dio a conocer a Yasuhiro Yoshiura y Makoto Shinkai, actualmente dos de mis directores favoritos. Y mis reseñas empezaron con ese estilo ligero, simple e informal.

Este fue la primera imagen de cabecera que tuve al mudarme a WordPress

Pasado un tiempo (algunos meses, quizás un año) cambié el nombre a “Cafer’s Anime Lair”, en honor a una extinta página dedicada a Evangelion que de hecho nunca tuve la oportunidad de visitar (para saber más de este tema y de mi inmersión en el anime te recomiendo el Podcast Piloto). El tiempo pasó y poco antes de abandonar el servidor de Windows Live Space cambié el nombre al actual Café Anime Lair. En esos últimos meses en el viejo blog publiqué una reseña de Dragon Ball, la cual fue comentada magistralmente por Vossk al grado de que su comentario fue mejor que mi propia reseña, tanto que eso me animó a pedirle que escribiera una reseña de toda la saga para mí, y ahí fue donde uno de mis mejores amigos de la preparatoria se convirtió en un colaborador del blog. Con el paso del tiempo lo fui animando para que reseñara más cosas y eventualmente participara tanto en el Podcast como en los esporádicos videos que subimos a YouTube.

Pasaron algunos meses y el servició de Live Space desapareció, muchos blogueros nos mudamos a WordPress, algunos transfirieron todo su contenido de forma automática y otros más decidimos comenzar de cero. En agosto de 2010 se publicó una reseña más extensa, estructurada y profunda que las que solía publicar en la desaparecida plataforma, esa reseña fue la de La Princesa Mononoke. Con el salto a WordPress inició una nueva etapa de blogueo en la que ya no sólo se comentaba anime, sino todo tipo de animación, ciencia ficción o, como dice el slogan del podcast, cosas frikis de la cultura pop.

En diez años hemos visto pasar a varios seguidores, uno de los primeros fue un tal Dark Duelist quien nos siguió fielmente durante nuestra primera etapa. DD o Doble D como le apodábamos en secreto, una tal Gatomón y otros más que aún hoy Hotmail me recuerda sus cumpleaños fueron las primeras personas en comentar y las que me permitieron ver el tipo de comunidades que podían crearse en el ciberespacio. Al llegar a WordPress aparecieron otras personalidades como Ragnarok de Desde el Palacio Valhala, Mike de Habitación Otaku y Ernesto de Cerdo Venusiano, con quienes he tenido el gusto de colaborar, aunque el mayor reconocimiento sin duda es para Kino, uno de los más fieles seguidores. Desde aquí un enorme agradecimiento a todos.

Una década creando contenido para internet se dice fácil, pero no lo es. Al menos en tres ocasiones he querido abandonar el blog, pero me alegra mucho no haberlo hecho. Aunque por diversos motivos han habido temporadas en las que se ha quedado un poco abandonado. Y no sé si sea casualidad pero muchos otros blogueros, youtuberos y podcasters han estado cumpliendo la misma edad en sus redes.

Este fue la primera portada que hice del podcast

Pero si bien nosotros nos mantenemos, muchos otros que no lo han lograron. Recuerdo que unos de los primeros blogs que seguí fue el de un tal Kurtis Duende, un tipo antisocial que le tiraba mierda a medio mundo, sobre todo al gobierno y a Televisa, en aquellos días mi yo de dieciséis años quedó bastante impresionado por su forma de escribir tan inteligente, según yo. Kurtis Duende fue hackeado y desapareció.

Cuando ya me empecé a meter al mundo del anime encontré dos blogs más, uno de ellos, a quien considero mi máximo gurú, y quien quizás sea el blog sobre Japón más visitado en español es Héctor García de Kira, un Geek en Japón. Su forma de bloguear y de darnos a conocer el país del sol naciente en una época en que los japantubers no existían, me fascino e inspiró a seguir y mejorar cada vez más mi blog. El otro blog nació un par de años antes también el Live Space y después dio el salto a bloguer, lamentablemente en 2012, luego de siete años, cesó sus actividades, me refiero a la que quizás fue la página de noticia sobre anime en español más importante de su tiempo La Ventana de Saori.

Muchos otros blogs han desaparecido o han sido descontinuados. Anicast “la primera radio de anime en México” y otros creadores de contenido friki de la vieja guardia han pasado a mejor vida; incluso blogs más jóvenes que este ya ha sido abandonado. Eso resulta irremediable, pero si de algo puedo sentirme orgulloso no es de la cantidad de visitas que tenemos, ni de la calidad del contenido, es por el hecho de haber sobrevivido una década en un mundo donde el promedio de vida de un blog es de tres años, luego de los cuales los administradores pierden el interés o el tiempo para continuarlos.

Nosotros al menos no nos vamos a ninguna parte. Mi interés y emoción por escribir contenido para mi blog nunca habían sido mayores, tanto que ya tenemos cubiertas las reseñas para los próximos seis meses. En estos diez años se han publicado 406 entradas, se han suscrito 94 personas, hemos tenido 136 mil visitantes y acumulado más de 416 mil visitas. Y tan vez no seamos el blog más popular del mundo, pero al menos sí somos uno de los más constantes. Gracias por darse el tiempo de leer esta entrada tan especial para mí y espero que puedan acompañarnos durante diez años más.

Décimo Aniversario: 10 animes que no he reseñado

Pues continuamos con la celebración de la primera década de vida de Café Anime Lair. Como los seguidores más viejos sabrán, el blog nación en Windows Live Space, donde estuvo en sus primeros tres años (2007-2010). Ya en 2010 ese servicio desapareció y tuve que mudar el blog a WordPress, lo cual fue un gran acierto. Sin embargo, muchas reseñas de esa primera plataforma ya no fueron reescritas y se han quedado todo este tiempo sin ser reseñadas, así que en el Podcast de hoy hablo de 10 series de anime que vi pero no he reseñado.

Descarga de iTunes
Descarga de iVoox
Descarga de Spreaker

Décimo Aniversario: Mi colección de anime

En 2006 inicie a ver anime como tal. Obviamente desde niño había consumido obras como Dragon Ball, Ranma ½, Pokemon, Digimon, Slam Dunk, entre muchas otras, pero ni sabía que eso se llamaba anime ni que venía de Japón. Fue hasta mi época de secundaria que tuve mis primeros acercamientos con el anime (el cómo terminé viendo animación japonesa lo pueden escuchar en el Podcast Piloto), ya para la preparatoria me enteré de la existencia de algo llamado Neon Genesis Evangelion, que terminé comprando en un puesto pirata y viendo de corrido el mismo día. A partir de ese momento inició mi inmersión en el mundo de lo friki.

Tiempo después decidí que quería escribir de qué trataba cada anime que veía en una libreta para no olvidarlo, pero la idea se me hizo algo tonta, aunque hacerlo en un blog me pareció una mejor idea. Así surgió en 2007 Café Anime Lair, que al principio se llamaba “Piedra, Papel o Tijeras” y luego “Cafer’s Anime Lair” para terminar con el nombre actual por ahí del 2008. Hoy, a manera de especial celebrando la primera década de vida del blog les traigo este video donde muestro toda mi colección de anime que tengo, pues al fin y al cabo la razón inicial para hacer este blog fue la de tener un archivo al que yo pudiera acudir cuando quisiera recordar de que trataba una serie que había visto ya hace mucho tiempo.

Películas estrenadas en 2016 que no vi

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Cada año se estrenan una enorme cantidad de películas, muchas de ella me resultan interesante por el género al que pertenecen, generalmente Fantasía o Ciencia Ficción, y a pesar de que me encanta ver películas acudo muy poco al cine. La última vez que fui vi 10 Cloverfield Lane, desde entonces no he vuelto a pisar un cine. Hay temporadas en las que voy mucho pero en otras puede pasar hasta un año para que vuelva a disfrutar de la pantalla grande. Aunque si les soy sincero prefiero ver una película en la tranquilidad, comodidad y soledad de mi casa que en un atestado cine con gente pateando el asiento, niños llorando y adolecentes hablando. De cualquier forma, les dejo una lista de todas las películas estrenadas en 2016 que me hubiera gusta ir a ver al cine pero que no vi y en la mayoría de los casos aún no he visto.

  1. La Quinta Ola. Siempre me gustarán las películas donde alienígenas invaden la tierra, mientras más original la premisa y forma en que lo hagan mejor.
  2. Zootopía. Originalmente no me interesaba verla, pero una amigas del trabajo hablaron bien de ella y me terminó interesando.
  3. El Niño y el Mundo. Se estrenó en 2013 pero en 2016 se exhibió en la cineteca y no pude ir a verla.
  4. Batman vs Superman. Sólo por morbo, no soy tan fan de las películas de superhéroes.
  5. Orgullo, prejuicio y Zombis. Simplemente no puedo evitar sentirme atraído por una película de época con Zombis por muy raro que suene.
  6. Warcraft: The Begining. Nunca he jugado el juego pero… curiosidad.
  7. Día de la Independencia: Contraataque. Sólo por Jeff Goldblum.
  8. The Purge: Election Year. Me pareció interesante la premisa de la primera entrega, así que quería ver esta, aunque no he visto la 2.
  9. Suicide Squad. Sólo por el hype generado.
  10. Cazafantasmas (3): A todos les pareció malo en trailer, a mí no. Quería verla.
  11. Fiesta de salchichas. Como fan del clan Apatow, me encantan las películas producidas por el buen Judd Apatow, sobre todo si participan Seth Rogen, Jonah Hill y Michael Cera (Superbad es una de mis películas favoritas de todos los tiempos), así que realmente deseaba ver el ácido y políticamente incorrecto humor que Seth Rogen y Evan Goldberg tenían para esta película.
  12. Train to Busan. No, no la fui a ver y me arrepiento.
  13. Animales fantásticos y dónde encontrarlos. No soy un gran fan de la saga de Harry Potter, pero escuché buenas reseñas de esta entrega y tenía curiosidad de verla.
  14. X-Men: Apocalipsis. No la fui a ver al cine pero compré el DVD y la vi hace poco más de dos meses.
  15. Rogue One: Dicen que es muy buena, así que me dieron ganas de verla. Tampoco he visto Star Wars Episodio VII.

2016

portada-facebook-normal

Termina otro año más, un año en que pude dedicarle un buen tiempo a bloguear para después abandonar el blog por motivos de trabajo. Un año en el que aprendimos a editar videos para YouTube que nadie ve porque no son tan buenos y un año en el que el podcast se descuidó más de lo que hubiese querido.

Para este entrante y al parecer muy duro 2017 que está por comenzar, tengo muchas cosas planeadas, pero no me voy a prometerles nada porque no quiero dejar las cosas a medias o abandonadas, prefiero ir subiendo el contenido en cuanto lo tenga en lugar de generar expectativas que no podré cumplir. No obstante, de lo que sí estoy seguro es de que no voy a dejar de escribir en este espacio, es algo que haré el resto de mi vida o mientras me sea posible hacerlo, aunque el contenido cambie con el paso de los años y mis intereses.

De parte de todos los que hacemos posible Café Anime Lair (dos personas), quiero agradecerles, a todos los suscriptores, seguidores y fans tanto del blog como del resto de medios en los que publicamos contenido, por sus visitas, comentarios y sugerencias. Esperamos seguir contando con su presencia este 2017.

Y de forma personal, agradezco a mi buen amigo Vossk por seguir siendo parte de este loco proyecto y animarse a generar contenido para otras plataformas luego de mis muchas insistencias. Sin más que agregar los veo el año que entra. A manera de despedida les dejo una lista con las entradas publicadas este año.

  1. Digimon Adventure (Podcast)
  2. Desdibujando fronteras lingüísticas con YouTube
  3. Misery
  4. Martyrs
  5. De Alex Henson a Ted Mosby
  6. Suisei no Gargantia
  7. Z Nation Temporada 2
  8. Apartheid en Ciencia Ficción
  9. Elecciones del Terror
  10. Pedro Larez Ilustrador (Podcast)
  11. Punch Line
  12. JapanTubers
  13. Ciencia Ficción en la FIL 2016
  14. El tráiler de Los Cazafantasmas 3 no me pareció tan malo
  15. Podcast, Primer Aniversario
  16. Rostislav Zagornov
  17. Rosen Maiden –Zurückspulen-
  18. Top 5 Películas Mexicanas
  19. King of Thorn
  20. Alien (Podcast)
  21. Wirepunk
  22. El espacio confinado en el terror
  23. El Viaje al Oeste Estelar
  24. Portadas de Anime
  25. La Atadura Terrenal
  26. TIE Fighter
  27. Game of Thrones. Primera temporada vs libro
  28. Depredador (Podcast)
  29. Vi anime original y me emocioné
  30. Susurros de Corazón
  31. Black Rock Shooter
  32. Black Rock Shooter (2012)
  33. Kakurenbo
  34. Gremlins
  35. Altered
  36. Daria
  37. Persépolis
  38. Mis directores de anime favoritos
  39. Inuyasha
  40. Infografía de Cyberpunk en medios Audiovisuales
  41. Black Lagoon
  42. Last Orden: Final Fantasy VII
  43. Tokyo Godfathers
  44. BlazeBlue — Alter Memory