Interviews with monster girls

Título Original: 亜人ちゃんは語りたい (Demi-chan wa Kataritai).
Género(s): Comedia, drama, sobrenatural.
Director: Ryô Andô.
Estudio: A-1 Pictures.
Emisión: 2017.
Duración: 13 episodios.
Extras:

Basado en el manga homónimo creado por Petos y editado por Kôdansha, Entrevistas con chicas monstruo es un anime de un estilo que hacía mucho no veía, similar a esas series de principios de siglo, con un opening cuya tonada me resultó algo melancólica pero me permitió remitirme a esos años en lo que solía consumir mucho más anime.

La animación tiene una calidad destacable y afortunadamente el diseño de escenarios y personajes no cae en el estereotipo, bueno, por momentos quizás lo hace, pero tiene un estilo que a mí en lo personal me agrada. La música es buena, sobre todo el opening, aunque lo más destacable es el desarrollo de la historia y el resultado que se obtiene al combinar una típica historia de estudiantes de preparatoria con espíritus y monstruos del folclor popular.

La historia sigue la investigación de Tetsuo Takahashi, un amable aunque despreocupado profesor de biología en la escuela preparatoria Shibasaki, quien siempre ha estado interesado en los semihumanos, Demis como ellos se denominan, humanos que debido a una mutación tienen características y poderes especiales. Estos Demis no son otra cosa que aquellos monstruos que la cultura popular se ha encargado de desprestigiar y como son muy pocos resulta difícil estudiarlos. Para fortuna del profesor, el nuevo año escolar trae consigo la oportunidad de entrevistar a cuatro Demis que han ingresado a la preparatoria y por fin avanzar en sus investigaciones.

Hikari Takanashi, la hiperactiva y siempre alegre vampiresa, Kyôko Machi, la estudiosa y respetuosa dullahan (criatura de la mitología irlandesa caracterizada por tener la cabeza separada del cuerpo) y Yuki Kusakabe, la tímida Yuki-onna (espíritu de la mitología japonesa conocida como mujer de las nieves). Las tres jovencitas inician la preparatoria y con ello se ven obligadas a enfrentar los problemas típicos de las adolescentes, pero con el extra que implica su condición de Demis. Hikari y Yuki no pueden exponerse al sol y para Machi es difícil tener que cargar su cabeza a todas partes.

Al trio de chicas se anexa la nueva y recatada profesora de matemáticas, Sakie Satô, una súcubo que trata de evitar el contacto humano para no desencadenar un huracán de pasiones debido a sus habilidades afrodisiacas. Takashi ve en las cuatro Demis la oportunidad para conocer más sobre su objeto de investigación, pero su personalidad y compromiso como docente le lleva a interactuar cada vez más con las chicas al punto de convertirse en la única persona con quienes ellas se sientes a gusto para hablar de sus problemas.

Honestamente cuando empecé a ver la serie tenía una idea completamente distinta de lo que me podría esperar, y aunque las cosas resultaron muy distintas a lo que me imaginaba, estoy satisfecho con la forma en que se desarrolló la historia, de hecho hacía tiempo que no disfrutaba una serie tanto como lo hice con esta. Es una comedia ligera al igual que con el nivel de drama, tiene muy leves toques de fan-service pero un manejo en el desarrollo de los personajes que me fascinó, sobre todo el de Takahashi y su labor como profesor con la que me llegué a sentir inspirado. Si alguien quiere dedicarse a la docencia, el protagonista es un excelente ejemplo del tipo de profesor que uno podría aspirar a ser.

Además de la parte docente, la explicación como investigador que hace Takahashi es asombrosa, pues partiendo del folclore y con principios retomados de la biología y la física, siempre encuentra una explicación científica para esclarecer el funcionamiento de las habilidades en los Demis y eso me resultó en extremo interesante, pues desmiente, con bases, muchos de los mitos que se yerguen en torno a estos seres.

Otro elemento importante es el de la discriminación. Los Demis sufren de segregación por parte de sus compañeros debido a que son diferente, a pesar de que en el fondo son como cualquier estudiante de su edad. Ver las dificultar que deben superar a causa de su condición es no sólo interesantes, sino que además nos plantea esa cuestión sobre la aceptación de quienes son diferentes, pero no viéndolos como iguales y fingiendo que son como el resto, sino estando conscientes de sus diferencias y aceptándolos de todos modos.

Dos aspectos muy importantes en torno a esta discriminación que van de la mano son, por una parte, el apoyo del gobierno a los Demis y, por otra, la apertura de la sociedad para aceptarlos. No importa que el gobierno provea de sangre a los vampiros para evitar que muerdan a la gente, si la sociedad no es lo suficientemente tolerarte como para convivir con ellos en la cotidianeidad. Y esa crítica la podemos llevar a nuestra realidad y analizar qué pasaría si los miembros de la comunidad GLBTTTI+ lograran pleno reconocimiento legal pero sin la aceptación social. Los Demis eran vigilados por una organización gubernamental para evitar que usaran sus habilidades para el mal, pero la posibilidad de que cada vez fuese más fácil integrarse a la sociedad redujo casi por completo su comportamiento delictivo.

El caso de la profesora Sakie es por demás particular, pues no sólo agrega comedia y sensualidad a la serie, sino que aporta el contenido dramático, pues a pesar de sus habilidades para incitar el deseo sexual, vive una vida muy solitaria y apartada de las personas justamente por esta habilidad. De una forma ligera la seria aborda temas divertidos, complejos e interesantes con los que cualquier adolescente se puede identificar, personajes agradables y un protagonista que merece un reconocimiento por el gran profesor que es, quien, como en toda comedia con adolescente, termina por convertirse en el amor platónico de sus estudiantes. Una serie muy recomendable si buscan algo ligero pero cuyo contenido invite a la reflexión.

Grimgar of Fantasy and Ash

grim

Título Original: 灰と幻想のグリムガル (Hai to Gensō no Gurimugaru).
Género(s): Aventura, Fantasía, Drama.
Director: Ryosuke Nakamura.
Estudio: A-1 Pictures.
Emisión: 11 de enero 2016 – 28 de marzo 2016.
Duración: 12 episodios.
Extras: 1 OVA (Episodio 2.5).

El RPG (Role-Playing Game) es uno de los géneros de videojuegos más populares en todo el mundo, del cual se derivan grandes franquicias de renombre. Los jugadores quedan fascinados con sus intrincadas tramas, personajes interesantes, elaborado sistema de juego que ofrece multitud de opciones y, en fechas recientes, gráficas de última generación.

Por desgracia, el atractivo de los RPG suele generarse de la combinación de éstos elementos, y es muy difícil adaptarlos a otro tipo de medios como juegos de cartas o en este caso, una obra animada. Aunque el concepto de poder adentrarse en un mundo fantástico donde existe la magia y temibles bestias es por demás atractivo, es casi imposible trasladar todos los otros ingredientes de forma correcta.

La premisa ha sido manejada por multitud de obras animadas; una de ellas en particular sigue siendo extremadamente popular. Yo también decidí darle una oportunidad y a la fecha es una de las pocas series que jamás terminé de ver, en gran medida debido a los extravagantes giros argumentales que tomó luego de haber agotado su primer acto con una trama repetitiva y un protagonista aburrido.

Pero la idea original conserva su atractivo, visitar un mundo mágico a la vez que derrotas terribles enemigos y “subes de nivel” es la esencia de los RPG, y encontré una obra que, al menos desde mi punto de vista, se aproxima de mejor manera a adaptar esa premisa a una historia donde nosotros tomamos el papel de espectadores.

Grimgar of Fantasy and Ash nos cuenta  la historia de Haruhiro, un chico normal que despierta sin recuerdos en el misterioso mundo de Grimgar junto a otros jóvenes. Casi de inmediato son contactados por el extravagante Britney, quién les explica lo básico, Grimgar está habitado por multitud de monstruos y ellos, sin un hogar o dinero, tienen dos opciones: trabajar por la seguridad de la ciudad como soldados voluntarios o morir en las garras de alguna criatura horripilante.

Haruhiro es obligado a trabajar con otros cinco chicos quienes se quedaron sin equipo: Manato, Yume, Shihoru, Ranta y Moguzo. Manato toma el rol de líder y el grupo comienza a cazar monstruos débiles para apenas sobrevivir al cobrar una miseria por los materiales obtenidos después de las batallas; cada uno también adopta un oficio para aprender habilidades sin las cuales jamás podrán hacer frente a los enemigos.

Sin embargo, Manato es asesinado y la responsabilidad de líder recae sobre Haruhiro. El equipo comienza a quebrarse luego de descubrir que era el líder quien los mantenía unidos. Desesperados, buscan un reemplazo para el rol de clérigo y continúan luchando; sin embargo, esta solución apresurada los obligará a aceptar la dolorosa realidad del cruel mundo de Grimgar.

El apartado visual de la serie es de primer nivel, resalta el estilo artístico particular empleado en los fondos de escenario, que le otorga un aire nostálgico a este mundo fantástico. La calidad en la animación, así como la fluidez en las batallas no es la mejor, pero funciona y se complementa de buen modo con la trama y el apartado sonoro.

Uno de los puntos más controversiales de la serie es que toma la premisa de los RPG con un ritmo mucho más lento. Es como si los personajes pasaran por el tutorial de un juego, nos explican las reglas, las opciones, las habilidades y los diferentes objetos que existen para después lanzarlos a una batalla contra un enemigo de Nivel 1. Todo parece de acuerdo al plan, hasta que ese enemigo de Nivel 1 resulta ser mucho más fuerte de lo esperado.

Los protagonistas aprenden que no todo es correr de frente blandiendo torpemente una espada o que los hechizos no aciertan de forma automática sobre los enemigos. Sus expectativas son destrozadas constantemente y en cada batalla, aún contra esbirros del más bajo nivel, se juegan la vida. Conforme obtienen nuevas habilidades, su repertorio de ataques se expande y les permite responder mejor a cualquier eventualidad.

El ritmo de la historia es muy lento, con largos y deprimentes segmentos slice of life, que resultan molestos en ciertas ocasiones, pero conforme avanza, es posible percibir un marcado progreso en el desarrollo de los personajes y sus lazos como equipo. Estos primeros doce episodios se enfocan en preparar a los protagonistas listos para un desafío mucho mayor, y nos dejan con ganas de ver que sucederá a continuación.

La serie es la adaptación de una novela ligera aún en publicación y parece más una elaborada trampa de marketing para dejarte “picado” y que acudas corriendo a tu librería más cercana a adquirir todos los volúmenes de la novela. Dejando eso a un lado, Grimgar de la Fantasía y la Ceniza es una historia sin muchas complicaciones con un ritmo nada apresurado y estilo artístico sobresaliente que vale la pena disfrutar.

So・Ra ・No・ Wo・ To 13 ova

Título Original: 空の音・夢ノ彼方 (Sora no wo to: Yume no Kanata).
Género(s): Militar, Shôjo, Drama, Comedia, Ciencia Ficción.
Director: Mamoru Kanbe.
Estudio: A-1 Pictures, Aniplex.
Emisión: Junio 2010.
Duración: 24 minutos.
Extras: Sora no wo to.

El segundo OVA de Sora no wo to toma lugar un año después del inicio de la serie y nos narra la búsqueda de Kanata por encontrar su sueño, en su búsqueda conocerá los sueños y motivaciones de sus compañeras y otros personajes de la ciudad.

La historia no tiene muchas complicaciones, pero contribuye ampliamente al conocimiento, en un aspecto más íntimo, de los personajes. Además, proporciona una buena base para una segunda temporada, principalmente porque conjuga gran parte de la información previa de la serie y nos da nuevas pistas para tratar de comprender qué pasó con el mundo y dónde están realmente los países de Helvetia y Roma.

So・Ra ・No・ Wo・ To 7.5 ova

Título Original: 饗宴・砦ノ戦争 (Kyōen: Toride no Sensō).
Género(s): Militar, Shôjo, Comedia.
Director: Mamoru Kanbe.
Estudio: A-1 Pictures, Aniplex.
Emisión: Junio 2010.
Duración: 24 minutos.
Extras: Sora no wo to.

El primer OVA corresponde a un punto cinco, y se sitúa entre los capítulos siete y ocho. En él vemos como Kureha nos relata los eventos ocurrido durante el día a manera de diario. Todo comienza cuando Kanata intenta descubrir lo que esconden en el sótano, para evitarlo Phylisia (Filisia) convence a las chicas del pelotón y a Yumina de hacer una batalla a manera de simulacro, si el equipo de Kanata ganaba le dirían la verdad, pero si perdía mantendrían el secreto. Después de la batalla —y la victoria de Kanata— las chicas toman un baño y se ponen a beber, terminando completamente ebrias a excepción de Kureha.

El OVA es un simple capítulo más que no aporta nada verdaderamente importante a la historia, pero resulta en extremo divertido ver como las chicas se desinhiben al calor de las copas. Además, nos aclara cómo es que Kanata se enteró de los negocios que el pelotón tenía con los gangters con quienes comerciaban el licor que ellas mismas destilaban y nos muestra un poco de la historia personal de Yumina. Sin duda una excelente recomendación para quien sea fan de la serie y la comedia.

So・Ra ・No・ Wo・ To

Título Original: ソ・ラ・ノ・ヲ・ト (Sora no wo to).
Género(s): Militar, Drama, Comedia, Retrofuturismo, Shôjo.
Director: Mamoru Kanbe.
Estudio: A-1 Pictures.
Emisión: Enero 2010 – Marzo 2010.
Duración: 12 Episodios.
Extras: 7.5, 13.

Con música muy emblemática, conceptos artísticos propios del modernismo, ambientación militar y una extraña combinación de elementos europeos, Sora no wo to es uno de los animes más encantadores que he visto, pues la mezcla de ternura que se opone a la crueldad de la guerra logra un resultado sobresaliente. Además, su simpleza y nula pretensión la convierten en una serie tranquila y digerible, que si bien no busca consagrarse como la gran revelación, sí nos ofrece un lindo mensaje sobre la igualdad.

La calidad de animación es impecable, los escenarios están finamente detallados y los gráficos son en extremo nítidos, al igual que la ambientación que hace alusión a las provincias europeas. La ciudad de Seize —lugar donde trascurre la serie— es una copia casi fiel del poblado de Cuenca, España, principalmente de las Casas Colgantes y el Puente de San Pablo. También nos presenta elementos propios de folclor Alemán, Francés, Español, Austriaco, Suizo y Japonés, como el Obon (Fiesta des Lumieres), algo así como el Día de Muertos, y referencias a la Tomatina que se celebra en Valencia, España.

Sora no wo to 8

Todas esas referencias culturales y folclóricas crean un contexto novedoso a la vez que familiar, pues la mezcla de elementos orientales con tradiciones europeas y parafernalia militar, hacen que la serie adquiera un toque retro, pues los escenarios nos remiten a la región franco-cantábrica, mientras que el elemento militar nos remonta a las revoluciones previas a la Primera Guerra Mundial.

Además de las referencias ya mencionadas, en el opening se hace alusión a Gustav Klimt, pintor austriaco que creó obras como El Beso y que ha sido retomado por otros animes como Elfen Lied. No podemos olvidar las referencias a los Calvados (vinos) franceses ni melodías como el himno cristiano Amazing Grace, canción que ya ha sido usada por animes como Eureka 7.

La historia se desarrolla en un mundo postapocalíptico en el que una cruenta guerra destruyó toda la tecnología existente y acabó con la vida en los océanos, obligando a los ejércitos a regresar a la vieja tecnología del siglo XX. Kanata Sorami es una joven recluta que se enlistó en el ejército con el fin de aprender a tocar la trompeta, instrumento con el cual se dan las órdenes militares. Para su fortuna, es asignada al pelotón 1121 en la ciudad de Seize, provincia de Helvetia (Suiza).

En el pelotón, integrado sólo por mujeres, conocerá a otras reclutas y compañeras, con las cuales tendrá que entrenar, proteger a los habitantes de la ciudad y evitar que se desate la guerra contra Roma (que de hecho es Alemania pues el idioma que los “romanos” hablan es alemán). Para ello deberán desafiar a la mafia, conseguir otros trabajos con los cuales ganar dinero y enfrentar sus miedos y traumas del pasado para dejar de ser una tropa menospreciada.

La historia nos muestra un poblado un tanto medieval, con fortalezas, castillos, mercados, talleres artesanales y monopolios manejados por la mafia como en la época de la Gran Depresión (1929). También hace alusión a la guerra bacteriológica, con virus como la muerte invisible, que es una probable referencia a la peste negra o a la viruela. Además, nos muestra que las diferencias entre el estado gobernante y la religión son por lo general a causas de intereses personales, porque ambas buscan —al menos en teoría— el bienestar del pueblo. Esto lo podemos apreciar en la ayuda mutua entre pelotón 1121 y la Iglesia Ortodoxa.

El desarrollo de la serie es muy particular, pues se maneja como un Slice of life hasta la mitad de la serie, ya que en los primeros capítulos únicamente vemos el día a día en el cuartel. En la segunda mitad se introducen elementos mucho más dramáticos, pero sin dejar la indiscutible ternura que los personajes le aportan. Y para el final nos otorga un excelente ejemplo sobre igualdad, partiendo del hecho de que la música es universal, y que sin importar a que país o batallón pertenezcamos o que idioma hablemos, siempre podremos entender y disfrutar las notas musicales.

Aunque la historia es muy ligera y se maneja de forma muy sencilla, el trasfondo histórico del que parte el conflicto militar tiene un origen realmente complejo y sombrío; a lo largo de los capítulos es posible observar algunas referencias al viejo mundo. Esto hace que la historia tenga una gran solides y permita la posterior creación de precuelas o secuelas de igual o mayor complejidad.

En lo personal me parece que es la conjunción de todos esos elementos de distintas épocas y ámbitos lo que hace tan peculiar y atractiva a la serie, pues es difícil encontrar una historia que compagine ambientes tan distintos de forma natural, y, sobre todo, que logre una gran armonía y desarrollo con tan amplia gama de referencias.