Shin Gojira y el enemigo común

trump-1

Este no es uno de esos típicos ensayo en los que hablo sobre cosas frikis de Ciencia Ficción, este es uno de esos muy contados ensayos en lo que casualmente tomo como pretexto a la Ciencia Ficción para terminar hablando de política. Si a pesar de la advertencia se animan a seguir leyendo espero también se animen a comentar.

En el más reciente filme japonés sobre Godzilla vemos cómo una amenaza de escala global obliga al mundo a unirse para encontrar una forma conjunta de combatirlo. El mundo hace mucho que necesita un enemigo en común para olvidar todas sus diferencias y caminar juntos hacia un futuro de beneficio mutuo y quizás en cincuenta años agradezcamos a Donald Trump por ser ese enemigo en común.

trump-1

Estoy seguro de que están al tanto de todas esas muestras de odio irracional que cierta fracción del pueblo estadounidense ha estado expresando en las últimas semanas y sobre todo en los últimos días desde que Trump asumió la presidencia de los Estados Unidos. Independientemente de si la decisión de elegirlo fue correcta o no debemos aceptar que por muy agresivas que sean, Trump está cumpliendo las promesas de campaña con las que ganó el voto de sus simpatizantes, cosa totalmente opuesta a lo que pasa en nuestro país.

Por otro lado, a la parte del racismo, la xenofobia, el cierre de fronteras y el mentado muro, también ha habido muestras de apoyo a los latinos, árabes y demás minorías que se verán afectadas por las futuras acciones de Trump. Y dichas muestras no sólo provienen de gobiernos estadounidenses como el de California o de ciudadanos que nunca simpatizaron con su ahora presidente, sino de otros países que se verán igualmente afectados por ese incierto destino que nos espera a todos.

trump-2

Tanto en el mundo árabe, como en China, Japón y México, el enemigo común ha adquirido un nuevo nombre. Y es obvio que muchos países marcharan en su contra por la repercusión económica que les podrían acarrear sus acciones y no tanto por considerarlo un peligro en otra índole, otros quizás sí le crean capaz de desatar la tercera guerra mundial. Honestamente no tengo idea de que tan mal puedan ir las cosas, lo que sí sé es que mientras peor se pongan más unión habrá entre las víctimas, aún si sólo lo hace por seguir la fórmula de: “el enemigo de mi enemigo es mi amigo”.

Y ese es justo el problema. Si la Ciencia Ficción nos ha enseñado algo, y nos ha enseñado muchas cosas, es que la humanidad carece de la capacidad de cambiar hasta que no está al borde de la destrucción. Espero que no debamos llegar a tanto, pero de hecho creo que la unión en contra de Trump podría cambiar la mentalidad y la forma en que se hacen muchas cosas aún si están basadas en un miedo infundado (esperamos que sea infundado). Así como pasó en Watchmen (2009), el mundo podría alcanzar un nuevo nivel de unión si tienen un enemigo en común, incluso si las temidas acciones del enemigo termina por ser mentira, que esperemos así sea y las cosas no terminen como en la película Sleep Dealer (2008).

Si le interesa analizar más a fondo la Ciencia Ficción y su relación con los fenómenos sociales, pueden asistir a este curso: http://revistaiconica.com/seminario-analisis-politica-economia-ciencia-ficcion/